Cada vez que gana un sueldo, parte de su dinero va a parar a la Administración de la Seguridad Social (SSA). La mayoría de las personas recuperan ese dinero cuando se jubilan, pero otras lo necesitan antes debido a lesiones o enfermedades que les impiden trabajar. Las prestaciones de la Seguridad Social por incapacidad (SSD) pueden ser un salvavidas para muchos trabajadores y sus familias, pero conseguir la aprobación de esas prestaciones no siempre es fácil.

La SSA tiene criterios estrictos para determinar quién es elegible para recibir beneficios, y muchas personas con reclamos válidos caen a través de las grietas debido a pequeños descuidos o errores menores. En Richard Harris Personal Injury Law Firm, sabemos lo quisquilloso e incluso injusto que puede ser el SSA cuando se trata de aprobar las solicitudes. Nuestro objetivo es ayudar a los solicitantes a obtener el dinero que merecen, y eso incluye ayudarles a evitar errores.

3 razones habituales por las que se deniegan las solicitudes de SSD

En nuestros años de asistencia a los solicitantes de SSD, hemos encontrado que los siguientes errores son la causa de muchos rechazos y denegaciones por parte de la SSA:

  1. Esperar demasiado tiempo para solicitar lasprestaciones: tan pronto como quede incapacitado, debe solicitar las prestaciones. Cuanto más espere para solicitarlas, más tiempo pasará sin el dinero que necesita y más escéptica será la SSA con respecto a su reclamación.
  2. Ignorarlas órdenes del médico: la SSA examinará cuidadosamente su atención médica y sus registros, incluidos los protocolos de tratamiento. Si no sigue cuidadosamente las órdenes de su médico o no acude a las citas y tratamientos, su reclamación puede ser denegada.
  3. Solicitar o apelar sin la ayuda de un abogado-El proceso de solicitud de beneficios del SSD es complicado y largo. El papeleo debe ser presentado con precisión y a tiempo, e incluso los errores menores pueden poner en peligro las reclamaciones. Un abogado con experiencia puede asegurarse de que su solicitud esté completa y se presente a tiempo.

Estamos aquí para ayudarle a evitar errores y maximizar sus posibilidades de obtener los beneficios que merece. Llámenos hoy para una consulta gratuita.